Dieta o cambio de hábitos, ¿Que me conviene?

Durante décadas, millones de personas se sometieron a variadas dietas, con el fin de reducir la ingesta de calorías, bajar de peso y lucir un aspecto más saludable.

La restricción alimentaria no es posible de sostener a largo plazo y, además, termina por incrementar la ansiedad y  el deseo de comer.

Soy Cami Chillik, licencia en nutrición (MN 8772) y hoy te vengo a contar porque es preferible que busques cambiar tus hábitos en lugar de hacer una dieta. 

Dieta

  • Cuando realizas una dieta, generalmente tienen principio y fin. Así como sabemos que las vamos a empezar, sabemos que las vamos a finalizar.  
  • Perseguimos encontrar la solución mágica. 
  • Obtenemos resultados rápidos.
  • Cómo tu “dieta” no se adapta a tus gustos ni hábitos, los resultados no son sostenibles en el tiempo. 
  • Hay alimentos prohibidos ya que existen los “ Permitidos”.
  • El efecto rebote es común. 
  • Mayor ansiedad y necesidad de comer los alimentos “prohibidos”

Cambio de hábitos

  • Los cambios de hábitos, duran para siempre 
  • Obtenemos los resultados de manera lenta pero progresiva
  • Cambios duraderos, ya que se adaptan a tus gustos y costumbres
  • No hay alimentos permitidos ya que no hay prohibidos
  • No hay efecto rebote porque los cambios son sostenibles
  • Transitas el proceso con menos ansiedad  

  • Modificas los malos hábitos y por eso, podes sostener los resultados.

Si estás buscando bajar de peso, realizar una dieta te va a servir, vas a lograr obtener efectos rápidos y “mágicos”. Pero, ¿son realmente sostenibles en el tiempo?

¡NO!

Una dieta prohíbe alimentos o grupos de alimentos tales como, por ejemplo, las harinas o lácteos y se basan en una restricción calórica. Teniendo en cuenta ésto, podemos decir que a largo plazo son insostenibles, causando el famoso “efecto rebote”.

Al realizar dietas restrictivas, provocas mayor ansiedad y necesidad de comer los alimentos “prohibidos”. Sin embargo, las dietas te funcionan si sos una persona estructurada y firme en tus hábitos, o si las tomamos como puerta de entrada para los cambios de hábitos.

Es decir, cuando las empezamos para alcanzar un resultado rápido y luego seguir con cambio de hábitos.

Por eso, si buscás adelgazar o simplemente estar más saludable, es fundamental hacer el enfoque en los cambios de hábitos donde, estos van a ser duraderos, ya que se van a  adaptar a tus gustos y costumbres.

Pero, ¿Cómo logro esto? 

Es clave concientizar el problema; por ejemplo, preguntarnos si ¿Picoteo? ¿Como mucha cantidad? ¿Salteo comidas? Y a partir ésto, elaborar un plan de acción. 

TENEMOS ALGO PARA AYUDARTE.

COMPLETÁ LA GUIA Y RECIBI UN PLAN NUTRICIONAL SEGUN TUS METAS

A la hora de cambiar hábitos recomendamos que hagas enfoque en obtener un cuerpo saludable, registrar los alimentos que consumís, teniendo en cuenta que para cambiar hábitos, la perseverancia, paciencia y constancia son indispensables. La idea es que obtengas conductas saludables, que no impliquen un  sacrificio y puedan ser sostenidas a largo plazo. A continuación, te voy a dejar cuatro tips para ayudarte a cambiar.

¡El cambio comienza en voz! Recordá, las dietas tienen un fin, los hábitos duran para siempre.  

Tips para comenzar a cambiar hábitos:

  • Controlar las porciones (se puede comer todo, pero poco)
  • Diferenciar el “hambre real” del “hambre emocional”
  • Comer variado (poco pero de todo)
  • Realizar actividad física diariamente

Ojala te sirvan todos los consejos. 

Nos vemos, Cami 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *